Inicio Noticias en 330 Raspberry Pi: La escasez de semiconductores y producción para 2022

Raspberry Pi: La escasez de semiconductores y producción para 2022

Como muchos de ustedes saben, las cadenas de suministro globales están en un estado de incertidumbre a medida que vamos saliendo de las dificultades que presentó la pandemia por el virus COVID-19. La industria de Raspberry Pi no es un caso distinto, y la demanda de semiconductores se mantiene bastante alta, a pesar de la escasez en el suministro. El rápido incremento en la demanda de productos electrónicos para trabajar en casa y entretenimiento durante la pandemia se ha convertido en compras de pánico, a medida que las compañías tratan de asegurar los componentes que necesitan para construir sus propios productos. Por lo tanto, anuncia Eben Upton, cofundador de la fundación Raspberry Pi: «se tomarán ciertas medidas a lo largo de los siguientes 12 meses para afrontar la escasez de semiconductores.»

Las dificultades que afronta la fundación

Según Eben Upton: «En la fundación Raspberry Pi no somos inmunes a estas condiciones. El equipo comercial, licenciados, y colaboradores en Sony han hecho un gran trabajo manteniendo el flujo de componentes y la demanda de productos. Sin embargo, a pesar de la alta demanda, sólo se podrán fabricar alrededor de 7 millones de unidades en el 2021: casi la misma cantidad que en el 2020. El resultado es que ha habido una escasez de muchos de los productos, en especial de la Raspberry Pi Zero y la versión de 2 GB de la Raspberry Pi 4.«

«Esperamos que los desafíos que se presentan en nuestras cadenas de suministro continúen hasta finales del 2022. Estos desafíos afectarán sobre a todo a los productos más antiguos, que están construidos con tecnología de 40nm. En pocas palabras, todo lo que no sea Raspberry Pi 4, Pi 400 o el módulo de cómputo 4 se verá seriamente afectado. Con esto en mente, estamos haciendo varios cambios para que nuestros clientes puedan seguir operando a lo largo del año que sigue.»

La Raspberry Pi 4 de 2GB vuelve a costar $45 USD temporalmente

En Febrero del año pasado, se anunció que se íba a descontinuar la variante de 1GB de la Raspberry Pi 4, y mover la versión de 2GB al precio emblema de $35. «Estamos satisfechos con esa decisión» menciona Upton, debido a que muchos jóvenes pudieron usar la tarjeta para estudiar desde casa durante la pandemia. Sin embargo, los costos incrementaron, y eso se traduce en que estos cambios ya no son económicamente viables. Por lo tanto, «decidimos regresar la versión de 2GB al precio de $45 USD temporalmente».

Regresa la Raspberry Pi 4 de 1GB

Para apoyar a los clientes industriales que han diseñado sus productos para la variante de 2GB, «hemos reintroducido la versión de 1GB al precio de $35 USD». Esto les da a los clientes dos opciones a elegir: menos memoria por el mismo precio o más memoria por un costo mayor.

Orientación para usuarios de la Raspberry Pi 3B+

Para abastecer el inventario limitado para los chips de 40nm, «vamos a darle prioridad a la fabricación del Módulo de Cómputo 3, el Módulo de Cómputo 3+ y la Raspberry Pi 3B, disminuyendo la fabricación de la Raspberry Pi 3B+«. Los usuarios de los Módulos de Cómputo habrán hecho inversiones fuertes en las carrier boards y para abastecer su inventario.

La razón de priorizar a la Raspberry Pi 3B es que tiene un módulo de radio de una sola banda, sin una cobertura metálica. Por eso, muchos usuarios industriales han hecho inversiones significativas para cumplir con la normatividad en materia de telecomunicaciones. En contraste, la Raspberry Pi 3B+ usa el mismo chip inalámbrico que la Raspberry Pi 4, con la misma certificación modular FCC; se espera que estas similitudes se traduzcan en menos costos. «Nuestro consejo para usuarios industriales y embebidos de la Raspberry Pi 3B+, que quieran garantizar la disponibilidad de sus productos en el 2022, es que empiecen a migrar sus diseños a la variantes de 1GB de la Raspberry Pi 4«.

La decisión de darle prioridad a los modelos 3B es que los usuarios industriales que la emplean dedicaron una inversión fuerte certificar sus dispositivos para esta tarjeta. Vía: Raspberry Pi

Todo esto es temporal

«Ninguna de estas decisiones fue sencilla. En toda la historia de Raspberry Pi nunca tuvimos que incrementar el precio de un producto, incluso hemos podido reducir los precios entre versiones. Del mismo modo, la disponibilidad a largo plazo de nuestros productos ha sido una parte fundamental de nuestra propuesta de valor para los clientes industriales. Pero este conjunto de cambios temporales es el mejor modo que podemos ofrecer para dar soporte a todos nuestros clientes durante estos tiempos difíciles». Menciona el cofundador de Raspberry Pi.

Las buena noticia es que estos cambios no son permanentes. A medida que la situación global se regularice, los precios y el suministro de tarjetas volverá a la normalidad. Si eres un usuario asiduo a comprar Raspberry Pi 3B+ te recomendamos que reconsideres migrar a la 4B, ya que el suministro de esta tarjeta se verá especialmente afectado. En 330ohms estamos comprometidos a apoyarte con cualquier inconveniente que tengas con la decisión que ha tomado la fundación Raspberry Pi.

Referencias:

Supply chain, shortages, and our first-ever price increase

Eben Upton, cofundador de Raspberry Pi, sosteniendo una Raspberry Pi 3. Fotografía de Jeff Gerling