Makerspaces, Hackerspaces y Fab-labs ¿son todos lo mismo?

Anuncio
RaspberryPi

Aunque con distintos orígenes y finalidades distíntas, estos tres terminos se usan a veces como sinónimos. ¿Será que se ha difuminado la definición de lo que es un makerspace de un hackspace o fablab? y si es así, que diferencias clave los distinguen. En esta entrada revisaremos que aspectos tienen en común y que los distingue, tratando de definir un poco mejor de que se trata cada uno.

Elementos en común

Los tres espacios anteriores comparten ciertos aspecto comunes, como son el acceso a espacios de trabajo y herramientas. También la intención de estos espacios es la fabricación de proyectos con fines de desarrollo profesional o lúdico.

Makerspace

Los makerspaces, de termino más difundido, son espacios donde se puede utilizar herramientas de diversos tipos para fabricar artículos o desarrollar prototipos. Se distinguen de otros espacios ya que generalmente se paga una membresía por el uso del espacio. Las herramientas que puede incluir un makerspace son muy variadas, pero podemos decir que la mayoría incluye herramientas de carpintería, impresoras 3D, cortadoras láser y mesas de trabajo.

Tomando una definición breve de makerspace de Hacedores decimos que «Es un lugar en el que puedes crear objetos o artefactos haciendo uso de las herramientas que se encuentran disponibles para ti en los diferentes talleres que lo conforman. En un makerspace compartirás conocimientos y experiencias con otros makers como tú«.

Anuncio
RaspberryPi

Hackerspace

También conocidos como Hacklabs, los hackerspaces se enfocan generalmente en el aprendizaje computacional. El uso del software libre, aprender programación y el hacking ético (entiéndase intrusión a computadoras ajenas) es uno de los fines fundamentales de este espacio. A pesar de esto, hay algunos hackspaces que también se dedican a la fabricación digital.

Tomemos como ejemlo, un extracto de la sección «quienes somos» de la página Rancho Electrónico Hackerspace: «Somos una comunidad de gente proveniente de las artes electrónicas, las artes marciales, las radios comunitarias, el cine, las publicaciones, la reparación de máquinas, las ingenierías y la gestión cultural, la filosofía, la teoría crítica, experiencias cooperativistas, el trabajo barrial y de calle y las organizaciones sociales, pero sobre todo desde las semillas plantadas por un hacklab y la movida criptopunk, por los festivales de instalación de software libre, los foros de cultura libre, el neologismo «tecnopolítica» y el verbo «hackear», textos como la Zona Temporalmente Autónoma o el Manifiesto Telecomunista y las pequeñas pero potentes cooperativas tecnológicas y de servidores autónomos.«

Si algo podemos decir sobre como se autodefinen en el Hackerspace es que es una mezcla muy variada de diversos orígenes, que se enfocan al aprendizaje de ciencia computacionales, con una orientación liberal y progresista.

Fablab

Los Fabrication Laboratories o «fab-labs» para abreviar, generalmente están asociados a instituciones de aprendizaje y tienen como fin el complementar el aprendizaje de los alumnos. Al proveer de herramientas de fabricación a mayor escala, los fab-labs pueden servir también como incubadoras de empresas.

Podemos tomar como ejemplo el fab-lab de la Universidad Anáhuac, uno de los primeros laboratorios implementados en México siguiendo la iniciativa del Massachussetts Institute of Technology (MIT) de integrar laboratorios especializados con los que fuese posible fabricar (casi) cualquier cosa.

Extrayendo un poco la definición de la página «Acerca del Fab-lab Ciudad de México» podemos encontrar lo siguiente: «Son espacios de colaboración equipados con máquinas de desarrollo tecnológico, corte laser, router CNC, máquinas modela e impresoras 3D, controladas por computadoras y utilizadas en procesos de producción personalizados; así como en la creación de herramientas tecnológicas para la solución de problemas personales. El objetivo principal es la democratización de la tecnología pasando de sistemas de producción masivos estandarizados a sistemas de producción colaborativos, cooperativos y personalizados, para producir “casi cualquier cosa”.»

Conclusiones:

A pesar de que tienen muchas similitudes y muchas veces se utilizan como equivalentes, los makerspaces, hackspaces y fablabs tienen diferencias clave que los distinguen. Mas aún, dependiendo al espacio al que uno asista, las distintas filosofías que se sigan en cada lugar lo distinguirán de otros centros de fabricación, incluso cuando ambos sean makerspaces, por mencionar uno. Puede que en un futuro esta desambiguación se logre aún más debido a la personalización de distintos espacios, dependiendo del tipo de publico al que se dirijan y los fines que busquen.

Referencias:

What are makerspaces, hackspaces and fablabs?

El Rancho electrónico – ¿Quiénes somos?

Fab Lab Ciudad de México

¡Maker Space, el lugar en el Tec para darle vida a tus ideas!

¿Qué es un makerspace? – Hacedores