¿Cómo evitar que tus circuitos electrónicos se dañen?

Los elementos de protección pueden omitirse generalmente, pero un circuito bien diseñado debe pensarse para evitar que se dañe rápidamente. Aquí enlistamos algunas buenas prácticas para proteger tus circuitos.

Utilizar fusibles

Una forma muy sencilla para evitar que un circuito se dañe es colocar un elemento que se rompa entre la fuente de alimentación y el circuito a proteger. Esto evitará que haya daños permanentes cuando se produzca un sobrevoltaje repentino o haya un corto en el dispositivo a proteger.

Evitar la polaridad inversa con un diodo

Colocar el positivo en el negativo es más común de lo que parece, y algunos circuitos integrados son muy sensibles a la polaridad inversa. Al polarizar el diodo en directa la corriente fluye normalmente, pero si conectamos al revés la fuente estará polarizado en inversa y no fluye corriente.

Poner un foco en serie

Si estás trabajando con circuitos de corriente alterna y no estás seguro si hay algo haciendo corto circuito puedes poner un foco incandescente en serie y enchufar tu circuito. Si el foco enciende es muy probable que algo ande mal y debas revisar dos veces tu cableado.

Observa que el voltaje y corriente de trabajo sean los correctos

Esta puede ser sentido común pero si quieres que tus circuitos funcionen correctamente debes utilizar la fuente de alimentación adecuada. Por ejemplo con la Raspberry si el voltaje es ligeramente menor suele suceder que no arranca correctamente. También la corriente debe estar un poco sobrada para evitar un funcionamiento inesperado.

Usa los componentes adecuados

Si trabajas con circuitos de potencia como puentes H es muy común que los componentes se calienten por las corrientes que manejan. Seleccionar los componentes adecuados para manejar esas potencias ayudará a que tus circuitos funcionen por más tiempo. Y no sólo eso, utilizar un buen disipador ayudará a sacar el excedente de temperatura también.

Colocar diodos en etapas de potencia

Si has empleado relevadores en tus proyectos seguro has puesto diodos entre las terminales que lo accionan. Esto se debe a que al dejar de pasar corriente a través del embobinado se almacena energía en forma de campo magnético, que de no recircular por otra parte puede dañar tu circuito de control. Por esto, cuando activas el embobinado no circula corriente a través del diodo, pero al desactivarlo se polariza en directa y evita que circule por otra parte la corriente.

Manipular circuitos con herramientas antiestática

Algunos dispositivos, como los microcontroladores o los MOSFET, son especialmente sensibles a la electricidad estática. Una descarga instantánea de unos cientos de volts por unos milisegundos es suficiente para hechar a perder unos billetes. Por eso, te recomendamos que uses pulseras antiestáticas y guardes estos componentes en empaques adecuados para asegurar su buen funcionamiento.

Estos fueron algunos consejos que pueden evitar que dañes tus proyectos, si bien puede que sean cosa de sentido común, es útil recalcarlos porque te pueden evitar un par de dolores de cabeza. Esperamos que no termines oliendo el enervante humo de componentes quemados y feliz prototipado.

Comentarios