Tutorial micro:bit #5 ¿Cómo crear sonidos?

Hola, bienvenido a este nuevo tutorial de micro:bit, en donde aprenderás a generar sonidos programando, aprender más sobre la ciencia detrás del sonido y jugar con las distintas variaciones del mismo.

Los LEDs son elementos que funcionan como indicadores visuales en nuestros circuitos pero ¿qué hay de aquellas alertas auditivas que a veces necesitamos? Para eso sirve un buzzer, estos son elementos ampliamente usados para producir sonidos simples, hay zumbadores de muchos tipos pero en esta ocasión utilizaremos uno piezoeléctrico.

¿Qué es el fenómeno piezoeléctrico?

El mundo de la electrónica está basado en convertir señales de la naturaleza en electricidad y viceversa y el efecto piezoeléctrico es el principio de funcionamiento de los buzzers más comunes. Por ello describir este comportamiento te ayudará a comprender cómo es que podemos producir sonido.

Existen ciertos materiales que al ser presionados o ser sometidos a una vibración producen corrientes eléctricas y esta característica es reversible. ¿Qué quiere decir? Que al aplicar una corriente eléctrica podrás provocar que un elemento piezoeléctrico vibre y con ello que se disturbe el aire lo suficientemente rápido como para que se produzca un sonido continuo

El sonido y la frecuencia

Los sonidos pueden ser clasificados por muchas características pero la más sencilla de dominar es agudo y grave; piensa en el sonido que se produce al arrastrar un tenedor sobre un plato y ahora piensa en el que se produce al golpear un tambor muy grande. El sonido es una onda que se repite muchas veces en un segundo, tanto que medir el tiempo que se tarda en repetirse puede ser poco práctico, por ello, la frecuencia es un concepto clave para las ondas, esta indica la cantidad de repeticiones ocurridas en un determinado tiempo. Volviendo a nuestros ejemplos; el chillante ruido de arrastrar un tenedor contra un plato es de mayor frecuencia que aquel que resulta de golpear un estruendoso tambor, y es por ello que llegamos a la siguiente conclusión: A mayor frecuencia el sonido será más agudo, mientras que a menor frecuencia el mismo será más grave.

En nuestro caso podemos variar la frecuencia de la señal eléctrica que se hace llegar al buzzer para producir diferentes sonidos y así conformar tonos, melodías, sirenas, notas y hasta timbres como el de tu casa.

¿Sabías que? La frecuencia de algunos sonidos es tan grande que el oído humano no los puede percibir, por ejemplo, los murciélagos son capaces de localizar a sus presas mediante una especie de radar.

¡Cuida tus oídos!

Es el sentido menos protegido y sin duda alguna necesario para nuestra vida diaria, pues puede prevenir situaciones de riesgo y alertarlas en caso de ser necesario. Por ello no utilices audífonos durante sesiones prolongadas y si vas a un concierto o fiesta utiliza protección como tapones. El sonido puede ser tan dañino que cuerpos de policía de varios países utilizan armas acústicas para disolver multitudes grandes.

Produciendo sonidos con micro:bit

MakeCode facilita de gran forma el programar para producir sonidos, pues cuenta con una sección llama ‘Music’. En este tutorial aprenderás a hacer que micro:bit produzca una frecuencia distinta cuando se interactúan con sus botones.

  • Ahora arrastra dos bloque de ring tone (Hz)
  • Ahora incluye dos bloques de botones del apartado ‘input’
  • A continuación cambia alguno de los pulsadores de A por B e inserta los bloques de ring tone dentro de los de botones
  • Ahora la interfaz de MakeCode muestra una conexión extraña a un cable de audio, el cual puede ser fácilmente cambiado por un buzzer o zumbador.
  • Ahora haz click en Middle C y teclea un número entre 20 y 20,000, puedes cambiar la frecuencia de ambos bloques y buscar cuál realice el sonido que deseas. Solo aprieta uno de los botones de micro:bit

Recuerda seguir las instrucciones para programar tu micro:bit, como en tutoriales pasados, solo descarga tu código y arrastra el archivo a la tarjeta.

Esperamos que este tutorial haya sido útil y entretenido, te esperamos en otra entrega de esta serie de micro:bit.

Comentarios